El abogado de la mucama en Nueva York que asegura que fue agredida sexualmente por el ex director del FMI, Dominique Strauss-Kahn, consideró posible el inicio del juicio civil dentro de dos años.

Sin embargo, Douglas Wigdor, quien recaba en Francia información para su cliente, dijo el lunes al diario Le Figaro que vino para localizar a mujeres que hayan "enfrentado la fuerza o la coacción" de Strauss-Kahn a fin de convencerlas de que ayuden en el caso.

El abogado no precisó si fue eficaz su expedición en Francia.

Las autoridades estadounidenses acusaron a Strauss-Kahn de intento de violación por la supuesta agresión del 14 de mayo contra Nafissatou Diallo en una suite del hotel Sofitel.

El caso penal fue desechado debido a que los fiscales dijeron que habían perdido la confianza en la credibilidad de la mujer.

Strauss-Kahn, quien era hasta entonces posible candidato presidencial, renunció al Fondo Monetario Internacional para limpiar su nombre.