El Gobierno indio expresó hoy, tres años después del asalto de un comando paquistaní a Bombay, la voluntad de dialogar con Pakistán para resolver todas las disputas pero le exigió que no sea "selectivo" en la lucha antiterrorista.

"Los asuntos deben ser resueltos mediante un diálogo pacífico en una atmósfera libre de terror y violencia. La India está comprometida a tener una relación amigable y cooperativa con todos sus vecinos", subrayó el ministro indio de Exteriores, S.M. Krishna.

En un comunicado difundido con motivo del tercer aniversario del ataque, que causó 166 muertos, Krishna recordó que la Justicia paquistaní todavía no ha condenado a una serie de presuntos implicados en la masacre a los que se juzga en ese país desde 2009.

"Una vez más pido a nuestro vecino que administre justicia con celeridad a los responsables del crimen", dijo el jefe de la diplomacia india.

Krishna agregó que "ninguna causa puede justificar el uso del terrorismo para conseguir objetivos, cualesquiera que éstos sean" y remarcó que "no puede haber una lucha selectiva contra el terrorismo".

"Hay que darse cuenta de que el uso del terrorismo como política de Estado no tiene lugar en el mundo actual y es autodestructivo", mantuvo Krishna, en referencia al supuesto apoyo paquistaní a grupos insurgentes que operan en la India y otros países de la región.

Estas palabras llegan en el mejor momento de las relaciones indopaquistaníes desde aquel asalto terrorista a la capital financiera india, que duró tres días y tuvo como objetivos hoteles de lujo, un centro de rezo judío o una estación de trenes.

El ataque fue atribuido por Nueva Delhi a un grupo terrorista con base en Pakistán y motivó la ruptura del proceso de diálogo entre las dos potencias nucleares del Sur de Asia.

Pero tras más de dos años y medio de desencuentros, la India y Pakistán acordaron el pasado febrero reiniciar las conversaciones formales sobre todos los asuntos en disputa, incluida la región de Cachemira.

Los primeros ministros de ambos países se reunieron de hecho hace apenas dos semanas en el marco de una cumbre regional en las islas Maldivas, donde reiteraron el compromiso de continuar con la iniciativa del diálogo.

La India y Pakistán se han enfrentado en tres guerras, dos de ellas por Cachemira, y en otros conflictos menores desde su independencia del Imperio Británico y partición del subcontinente indio, en 1947.