La Conmebol rompió relaciones con Traffic de Brasil, su antigua socia de producción televisiva, cuyo director ejecutivo Jose Hawilla fue declarado el sábado "persona no grata" luego de que demandara al organismo continental ante un tribunal de Florida.

"Tenemos un pronunciamiento de las diez asociaciones componentes de la Conmebol declarando persona no grata a Hawilla y a su empresa Traffic", dijo el sábado a la AP Néstor Benítez, vocero de la Confederación Sudamericana de Fútbol.

"A partir de este momento, la Conmebol no mantiene ninguna vinculación con Traffic", especificó. "Otros detalles no los puedo decir porque la acción judicial en contra de la Conmebol y de las diez asociaciones de América del Sur quedó en manos de los abogados".

Benítez tampoco quiso referirse a las causas del rompimiento de las relaciones comerciales.

Traffic fue creada en Sao Paulo en 1980 y era la dueña de los derechos de transmisión televisiva de los torneos por la Copa América y otras competencias.

La empresa decidió demandar a la Conmebol ante un tribunal estadounidense luego que ésta otorgara los derechos de transmisión de la Copa América 2015 en Brasil a la empresa argentina Full Play Group, una sociedad anónima con sede en Buenos Aires.

Traffic argumenta que la transmisión televisiva de esa edición de la Copa América le corresponde en forma exclusiva, presuntamente por la vigencia de un contrato firmado con la Conmebol el 12 de enero de 2001.