Un juzgado civil iniciará a principios de enero el juicio público contra el holandés Joran van der Sloot por el asesinato de una joven peruana en mayo de 2010.

El holandés, de 24 años, también es sospechoso de la desaparición de la estudiante estadounidense Natalee Holloway en Aruba en 2005, pero nunca fue llevado a juicio por falta de pruebas.

La Corte Superior de Justicia de Lima informó el viernes mediante un comunicado que se programó para el 6 de enero el inicio del proceso por homicidio calificado y hurto simple contra Van der Sloot por el asesinato de Stephany Flores, de 21 años.

El abogado de Van der Sloot, José Luis Jiménez, dijo el viernes que aún no había sido notificado sobre el inicio del proceso pero comentó que la defensa cuestionará el cargo de homicidio calificado que enfrenta el europeo.

"Nosotros vamos a cuestionar los agravantes a efectos que subsista (el cargo de) el homicidio simple, y que en base a ello se pronuncie la sala", dijo Jiménez en conversación telefónica con la AP.

El homicidio simple se castiga con una pena no mayor a 20 años de prisión, dijo Jiménez.

La Fiscalía pidió que se imponga a Van der Sloot 30 años de cárcel por homicidio calificado.

Según la acusación, Van der Sloot asesinó a Flores con "gran crueldad". La joven fue brutalmente golpeada en el rostro y asfixiada en el cuarto de hotel que Van der Sloot ocupaba en Lima luego de haber estado juntos jugando al póker en un casino cercano.

Jiménez dijo que Van der Sloot admitió haber matado a Flores, pero afirma que lo hizo al entrar en un estado de furia cuando se dio cuenta que ella había estado leyendo páginas impresas con información del caso Holloway que el holandés había extraído de Internet y que guardaba en su habitación.

"No se puede decir que él puede haber planificado antes la muerte (de Flores), no existe premeditación, nadie va a matar (premeditadamente) a alguien en el hotel donde está registrado con su verdadero nombre", comentó.

Los abogados de la familia Flores argumentan que Van der Sloot planificó el asesinato de Flores para robarle el dinero que días antes ella había ganado en el casino. Ninguno de los abogados contestaba el viernes sus teléfonos.

Van der Sloot se encuentra recluido en el penal Miguel Castro Castro de Lima desde junio de 2010, luego de ser capturado en Chile cuando pretendía evadir a la justicia peruana.