El índice de confianza empresarial en Alemania del Instituto de Estudios Económicos (ifo) de Múnich recuperó posiciones en noviembre, tras las caídas de meses anteriores y pese a la crisis persistente de la zona del euro.

El índice, considerado el barómetro del ánimo del empresariado alemán, subió de los 106,4 puntos del puntos registrados en octubre a 106,6 puntos, comunicaron hoy fuentes del ifo.

El instituto atribuye esta inversión en la tendencia negativa de los últimos cuatro meses a una mejora en las expectativas de negocios para los próximos seis meses.

"Comparativamente, en relación al contexto internacional, la economía alemana está funcionando bien", apuntó el presidente del ifo, Hans-Werner Sinn, en un comunicado difundido hoy.

El índice de confianza de dicho instituto, con sede en Múnich, se elabora a partir de una encuesta entre 7.000 empresarios y en los últimos cuatro meses había reflejado una persistente caída.