Un soldado de aviación de la base de la Fuerza Aérea en Colorado que controla satélites de geolocalización se rindió el lunes por la noche tras atrincherarse en un edificio con un arma, informaron autoridades.

El hombre fue detenido por las autoridades después de entregarse alrededor de las 8:00 de la noche, informaron autoridades de la Fuerza Aérea. No hay reporte de heridos.

El militar estaba en un edificio donde el personal se preparaba para hacer despliegues y el lugar fue evacuado después de que comenzó la crisis, dijo Jennifer Thibault, vocera de la Base de la Fuerza Aérea Schriever. Un negociador y un equipo SWAT de armas y tácticas especiales del Departamento del alguacil del condado de El Paso respondieron a la solicitud de la Fuerza Aérea, informó la teniente Marie Denson.

Los cuartos de control de los geolocalizadores satelitales GPS y otros satélites militares están en un complejo interior rodeados por alambrado y resguardado por guardias armados.

Por ahora, las autoridades no han dado a conocer el nombre del militar, rango e historial de servicio.

Thibault dijo que es miembro del 50mo Escuadrón de las Fuerzas de Seguridad y portaba su propia arma. Las autoridades están investigando cómo logró entrar con ella a la base.

El militar podría ser dado de baja por el incidente en una corte civil, pero se desconocen los detalles, dijo Denson. Su identidad se mantiene en secreto porque sigue siendo un miembro activo, agregó la teniente.

Se desconoce qué desató el hecho. Autoridades castrenses dijeron que el hombre mostraba tendencia suicida, reportó el canal de televisión KDVR-TV en Denver.

La base a unos 90 kilómetros (60 millas) al sur de Denver controla más de 60 satélites militares.