Johan Cruyff, exjugador y directivo del Ajax de Amsterdam, desmintió hoy haber hecho comentarios racistas sobre otro ilustre antiguo futbolista y miembro de dirección del club, Edgar Davids, cuya familia es originaria de Surinam.

En su columna semanal en el diario "De Telegraaf", publicada hoy, Cruyff explicó que la entrada de Davids en la Consejo del Ajax respondía a la necesidad de introducir una persona "con el mismo origen" que los jóvenes talentos extranjeros del fútbol, que muchas veces han echado a perder sus posibilidades durante la adolescencia.

"El Ajax es un club multicultural en el que se ha constatado que muchos jóvenes talentos extranjeros caen durante la adolescencia, y queríamos solucionar ese problema introduciendo a alguien con el mismo origen pero que sí hubiera completado su formación, y ese era Davids", escribió Cruyff como respuesta a una entrevista en la que el mismo Davids hizo referencia a presuntos comentarios racistas que le habría hecho el exentrenador del Barcelona.

Cruyff reconoció que "en una" de sus "discusiones" recordó a Davids "de manera directa" la razón por la que entró en la directiva del Ajax, pero aclaró que ese comentario "no tiene nada que ver con el color de la piel", sino con las funciones de Davids en la junta del club.

El presidente del Consejo de Socios del Ajax, Rob Been, también indicó hoy en "De Telegraaf" que los comentarios de Cruyff no se pueden descontextualizar y que "Davids no se sintió molesto" con los mismos.

Davids comentó en una entrevista en la televisión pública el pasado domingo que Cruyff hizo el pasado verano comentarios desafortunados en relación con su color de piel.

Según el directivo Steven Ten Have, Cruyff habría dicho que Davids "solamente estaba en la Junta porque era negro".

El propio Davids aclaró hoy a través de su blog que lo único que pretendió en la entrevista fue mostrar cómo el tono en las reuniones de la junta del Ajax sobrepasan los límites de las buenas maneras.

"Nunca he dicho y quiero remarcarlo, que Cruyff sea un racista", puntualizó Davids.

El club de Amsterdam vive un momento de máxima tensión en el seno de su directiva, después de que Cruyff fuera excluido en el proceso de selección de Louis van Gaal como director deportivo, con el que está enfrentado.