El intermedista Robinson Canó negó el jueves que esté pensando en una extensión de contrato con los Yanquis de Nueva York, tal y como se había rumorado recientemente.

"Eso fue un comentario que hizo mi abogado con un periodista en son de broma y luego salió publicado, eso escapa a mí", dijo Canó en una rueda de prensa celebrada en el ministerio de Deportes dominicano.

Canó, de 29 años, es representado por Scott Boras. En el 2011, tuvo promedio de .302, con 28 cuadrangulares y 118 remolcadas con los Yanquis.

Nueva York ejerció una opción de 14 millones de dólares sobre su contrato para el 2012 y aún tiene otra de 15 millones para el 2013.

Canó dijo que no está preocupado por su situación contractual y aseguró que ya está preparándose para la próxima campaña.

"Todo tiene su momento, ahora estoy concentrado en prepararme físicamente para llegar en forma a los campos de entrenamientos", aseguró.

Canó también habló de los resultados de los Yanquis esta temporada, cuando fueron eliminados por los Tigres de Detroit en la serie divisional, pero confía en que volverán a la postemporada en el 2012.

"Nosotros tenemos un gran equipo, con un personal envidiable, pero así es el béisbol, se gana y se pierde", dijo.

También se refirió a la posibilidad de conquistar el premio al Jugador Más Valioso de la Liga Americana, que se entrega el lunes, y donde aparece como uno de varios candidatos.

"No trabajo para premios, pero si llegan son bienvenidos. Cuando eso llega, la gente te mira diferente y eso hace sentir bien a uno", insistió.

Pero fue claro en que lo más importante es ganar una corona.

"Lo único que me interesa es aportar a mi equipo de los Yanquis", aseguró.