El desempleo y la situación económica son las preocupaciones principales de los estadounidenses que, en su gran mayoría, están muy disconformes con el rumbo del país, según indicó una encuesta de Gallup difundida hoy.

La firma con sede en Nueva Jersey recogió las opiniones entre 1.012 adultos de todo el país del 3 al 6 de noviembre, es decir, casi justo un año antes de las elecciones en las cuales el presidente Barack Obama buscará la reelección.

Según Gallup, la encuesta telefónica admite un margen de error de más o menos cuatro puntos porcentuales.

El 36 por ciento de los encuestados opinó que el desempleo es el problema más importante que encara hoy el país.

Según el gobierno, la tasa de desempleo bajó una décima de punto porcentual y se ubicó en nueve por ciento en octubre. Si se cuentan los desempleados, las personas que tienen empleo de tiempo parcial pero buscan uno de tiempo completo, y las personas que, desalentadas, han abandonado la búsqueda de empleo, hay más de 16 millones de trabajadores afuera de un vínculo laboral satisfactorio.

Otro 30 por ciento de los encuestados indicó que el problema principal que tiene EE.UU. actualmente es la situación económica general. A casi dos años y medio de terminada la recesión más profunda y prolongada en casi ocho décadas, la economía de EE.UU. sigue creciendo a un ritmo muy lento.

El único otro asunto que en esta encuesta superó la línea del diez por ciento de los encuestados fue la "insatisfacción con el gobierno".

Otros asuntos que mucho ocupan los debates de los políticos y las controversias de comentaristas al parecer no interesan a demasiadas personas, según la encuesta.

El déficit del Gobierno Federal es el asunto más grave de EE.UU. sólo para el seis por ciento de los encuestados, en tanto que la inmigración y las guerras son los asuntos más importantes para apenas el tres por ciento de los encuestados por Gallup.