La inflación en Brasil declinó en octubre para un acumulado de 6,97% en los últimos 12 meses, pero continúa encima de la meta oficial para el año, informó el viernes el organismo gubernamental de estadística.

El Indice de Precios al Consumidor Amplio (IPCA) de octubre alcanzó 0,43%, por debajo del 0,53% de septiembre y del 0,75% de octubre de 2010, según el Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (Ibge).

Con la reducción en el IPCA, el acumulado en los 12 meses hasta octubre alcanzó 6,97%, por debajo del 7,31% alcanzado en los 12 meses hasta septiembre, informó el Ibge.

El gobierno fijó como meta inflacionaria del año 4,5%, con un margen de variación de dos puntos porcentuales, lo cual llevaría el tope a 6,5%.

La meta oficial se vio afectada por el aumento internacional en el precio de los alimentos, que presionó el índice inflacionario brasileño en los primeros meses del año.

En octubre, los alimentos mantuvieron su tendencia al alza con 0,56%, aunque a un ritmo menor que el mes anterior cuando había sido de 0,64%, indicó el Ibge.

Otros rubros que tuvieron un aumento de precios menor en octubre fueron vivienda, vestuario, transporte, gastos personales y educación.

El IPCA es el principal indicador inflacionario de Brasil y es utilizado por el Banco Central para definir la tasa referencial de intereses Selic, actualmente de 11,5% anual.