El príncipe Guillermo revistará como piloto de rescate de la fuerza aérea en las disputadas islas Malvinas el año próximo, informó el ministerio de la Defensa británico el jueves.

Guillermo, segundo en la línea de sucesión del trono, pasará seis semanas en febrero y marzo en la base británica de las islas, y que se encuentran en el Atlántico 560 kilómetros (290 millas) al este de la costa de la Argentina, que reclama la soberanía sobre el archipiélago.

Formará parte de una tripulación de cuatro hombres de la Fuerza Aérea Real. Conocido militarmente como teniente William Wales, Guillermo es piloto de helicóptero y revista actualmente en Gales.

El ministerio dijo que Guillermo, de 29 años, no realizará deberes ceremoniales reales durante su período en las islas. Su esposa Catalina, duquesa de Cambridge, permanecerá en tanto en Gran Bretaña.

Gran Bretaña gobierna las islas, que llama Falklands, desde hace más de 180 años, pero Argentina reclama la soberanía como herencia de la corona británica.

El año próximo se cumple el 30 aniversario de la Guerra de las Malvinas. Argentina las invadió en abril de 1982, pero una fuerza británica las recuperó al cabo de 10 semanas de guerra que dejaron 650 argentinos, 250 británicos y tres isleños muertos.

El príncipe Andrés, tío de Guillermo, combatió en la guerra como piloto de helicóptero.

Gran Bretaña mantiene un millar de efectivos militares en el territorio, habitado por unas 3.000 personas.

La abrumadora mayoría de los isleños quieren seguir siendo británicos. Argentina insiste que se debe negociar el futuro de las islas, como pide la Asamblea General de la ONU, y la presidenta Cristina Fernández insistió en ello en septiembre.

El primer ministro británico David Cameron se negó.

"Mientras las islas Falkland quieran seguir siendo territorio soberano británico, deben ser territorio soberano británico: punto y aparte, fin de la historia", dijo Cameron en junio.

Fernández replicó acusando a Cameron de "mediocridad rayana en la estupidez".