Sebastien Loeb se apoderó el jueves de la delantera tras el primer día del Rally de Gales, a medida que el francés se acerca a su octavo título mundial consecutivo en la última carrera de la temporada.

Luego de tres etapas, el piloto de Citroen tiene siete décimas de segundo de ventaja sobre el finlandés Mikko Hirvonen, quien marcha a ocho puntos del francés en el campeonato mundial.

Loeb, Hirvonen y Jari Matti Latvala ganaron una etapa cada uno.

Loeb comentó que el circuito "estaba muy resbaloso. Había mucho barro y el agarre cambiaba en cada curva".