El principal indicador de la bolsa española, el IBEX 35, retrocedía con fuerza, el 2,93 % tras la apertura, ante la incertidumbre provocada por la situación en Grecia, y a la espera de la reunión del Eurogrupo para tratar este asunto y el plan anticrisis en general.

Así, el selectivo español se dejaba 249 puntos y se situaba en 8.347 unidades, con lo que el descenso que acumula desde comienzos de año aumentaba hasta el 15,37 %.

El Índice General de la Bolsa de Madrid caía, por su parte, el 2,97 % y quedaba en 838 puntos.

Tras la dimisión del primer ministro griego, Yorgos Papandreu, anunciada ayer, los ministros de Finanzas de los 17 países del euro intentarán hoy en Bruselas concretar los detalles técnicos del plan anticrisis europeo, en un momento de máxima tensión por la situación de Grecia y la amenaza de contagio a otros países europeos como Italia.

Dentro del IBEX, la banca era la más perjudicada por las incertidumbres de primera hora, ya que el Santander cedía el 2,46 %, tras haber sido identificada como entidad "sistémica" por el Consejo de Estabilidad Financiera.

El BBVA caía el 2,06 % y Bankinter, el 2 %.

Abengoa y BME eran los únicos valores del selectivo que subían a esta hora, el 0,66 % y el 0,49 %, respectivamente.

En el mercado continuo, la peor parte se la llevaban Vértice 360 y Amper, con recortes del 2,76 % y del 2,34 %, mientras que Iberpapel y Enel eran las empresas que más subían, el 3,38 % y el 2,78 %.