El club qatarí Al Sadd se coronó el sábado monarca de la Liga de Campeones de Asia al imponerse 4-2 en una definición por penales sobre el club Jeonbuk Motors de Corea del Sur.

El portero Mohamed Saqr atajó dos penales en la definición, después que el tiempo reglamentario terminó 2-2.

Es la primera vez que un equipo de Qatar gana la Liga de Campeones de Asia desde que el troneo fue creado en 2003. Clubes de Corea del Sur y Japón se habían coronado en las cinco últimas ediciones.

"No creo estar en condiciones de analizar el partido", comentó el técnico uruguayo de Al Sadd, Jorge Fossati. "Mis sentimientos son más fuertes que el razonamiento en este momento. Desde mi punto de vista, ambos equipos deben ser felicitados como grandes campeones".

El equipo de Doha representará a Asia en el Mundial de Clubes que se disputará en diciembre en Japón.