El gigante alimentario Kraft anunció hoy que ganó 2.697 millones de dólares en los nueve primeros meses del año, el 24,5 % menos interanual, lo que atribuyó al encarecimiento de las materias primas, aunque solo en el tercer trimestre su beneficio aumentó en un 22,3 %.

La empresa, con sede en Northfield (Illinois), registró entre enero y septiembre de 2011 una ganancia neta por acción de 1,52 dólares, comparado con los 2,09 dólares de los mismos nueve meses del ejercicio precedente, cuando sus ganancias fueron de 3.574 millones de dólares.

Kraft, que compró hace un año la chocolatera británica Cadbury's por 19.000 millones de dólares, facturó en los nueve primeros meses de 2011 un total de 39.677 millones de dólares, el 12 % más interanual, al tiempo que sus costes se incrementaron en un 14,4 %.

"Nuestras inversiones en marketing y nuevos productos continúan impulsando un crecimiento de alta calidad y una sólida cuota de mercado, lo que hemos conseguido a pesar de los aumentos de precios para compensar una subida récord en costes de producción", dijo en un comunicado la presidenta y consejera delegada de la compañía, Irene Rosenfeld.

La máxima responsable de Kraft también afirmó que la firma va por el buen camino de cara a su división en dos empresas separadas el próximo año.

Una de ellas se concentrará en la venta de aperitivos y otros productos a nivel mundial y en fuerte crecimiento, mientras la otra se dedicará a los productos alimentarios tradicionales como la marca de quesos Philadelphia, las galletas Oreo y el café Maxwell House.

En cuanto a los resultados relativos al tercer trimestre del año, en los que más se fijaban hoy los analistas estadounidenses, Kraft obtuvo un beneficio neto de 922 millones de dólares (52 centavos por título), el 22,3 % más que los 754 millones (43 centavos) del mismo periodo de 2010.

La firma ingresó en el tercer trimestre del año 13.226 millones de dólares, un avance del 11,5 % con respecto a la misma fecha del ejercicio fiscal precedente, mientras que sus costes se redujeron en un 14,2 %, hasta los 8.611 millones de dólares.

El grupo de alimentación revisó al alza sus pronósticos de beneficio para el conjunto de 2011, de forma que ahora prevé que su ganancia neta por acción sea al menos de entre 2,25 y 2,27 dólares.

Kraft publicó sus cuentas después del cierre de la sesión de la Bolsa de Nueva York, donde sus acciones acabaron la jornada con una subida del 0,23 %, mientras que en las operaciones electrónicas posteriores al término de la sesión aumentaban el 1,04 %.

Desde que comenzó el año, los títulos de la firma, uno de los 30 componentes del Dow Jones de Industriales, se han apreciado un 9,93 %.