Dos agricultores palestinos murieron hoy en un bombardeo israelí en Gaza dirigido contra un grupo de milicianos que había abierto fuego contra soldados israelíes, informó un portavoz de los servicios de emergencia de la franja, Adham abu Salmiya.

Los civiles se encontraban trabajando en Beit Lahya, en el norte de Gaza, cuando fueron alcanzados por un proyectil lanzado por la aviación militar israelí, agregó Salmiya.

El Ejército israelí se limitó a señalar que respondió con fuego aéreo contra un grupo de milicianos que había disparado contra un grupo de soldados, en un ataque en el que ninguno resultó herido.

El ataque palestino, que incluyó el lanzamiento de proyectiles de mortero, iba dirigido contra militares que trabajaban en la barrera que separa Israel de Gaza, a la altura del kibutz Zikim, dijo una portavoz militar.

Este es el primer incidente con víctimas mortales tras la relativa calma registrada en la zona desde el pasado lunes, después de una escalada de tensión entre Israel y la Yihad Islámica en la que murieron al menos doce milicianos de Gaza y un civil israelí.