Han pasado cinco décadas desde que el musical "West Side Story" fue llevado al cine y a Rita Moreno, la estrella puertorriqueña que dio vida a Anita en una actuación laureada con un Oscar, le gustaría ver más obras de este género en la gran pantalla.

"Me encantaría ver más musicales porque hoy en día son muy raros, no se encuentran", dijo Moreno a The Associated Press en una entrevista telefónica reciente.

Próxima a cumplir 80 años, la actriz y cantante es una de pocos artistas que han ganado tanto un Oscar como un Emmy, un Tony y un Grammy — hazaña destacada por el libro de récords Guinness — , además de la Medalla Presidencial estadounidense por haberse convertido en un estandarte de la clase artística hispana.

"Hoy en día todo el mundo se especializa; es como la medicina", respondió entre risas a una pregunta sobre cómo compararía a los actores de hoy con los de su época, que tenían que saber también cantar y bailar.

"Vengo de una formación en la que uno tenía que hacer de todo, era muy necesario. Y me da mucha pena que los talentos de los artistas de hoy en día son tan limitados... Yo soy como un dinosaurio".

Y este dinosaurio sigue bailando y cantando seis veces por semana en la obra biográfica "Life Without Makeup" (Vida sin maquillaje), producida por el laureado Berkeley Repertory Theatre en Berkeley, California, donde Moreno reside.

La obra, escrita por Tony Taccone con coreografía de Lee Martino, y dirigida por David Galligan, se estrenó el 2 de septiembre y permanecerá en las tablas hasta el 13 de noviembre.

"(Es) una cosa muy rara pero una experiencia muy, muy bonita, emocionante", dice sobre representarse a sí misma. Y relata que durante las funciones, en las que también habla un poco de español, sabe exactamente "cuántas personas hay en la audiencia que hablan español porque la reacción es muy diferente".

Pero esto no es todo lo que Moreno está haciendo en la actualidad. También hace el papel de la madre judía neoyorquina de Fran Drescher en la serie "Happily Divorced", cuya segunda temporada comenzaría a grabarse en enero, dijo.

"Me gusta muchísimo trabajar con Fran. Es muy deliciosa, calurosa, gentil... una muy buena persona, muy noble", expresó de la protagonista de la serie, mejor recordada por su papel de niñera en "The Nanny".

"Hablo así, muy a lo Fran", añadió con el característico acento judío neoyorquino, dejando soltar una carcajada. "Me encanta ese acento. Yo estaba casada con un hombre judío y conozco muy bien los personajes... siempre he tratado de mantener ese acento porque me da mucha risa".

¿Cómo hace una actriz latina para que no la encasillen?

"Eso es casi imposible, pero como he estado aquí tanto tiempo, tú sabes, he conseguido papeles que mucho latinos no han podido", dijo. "También creo que es porque soy una actriz de carácter, más que nada, creo que es una de las razones por las que consigo papeles que no tienen nada que ver con ser latina necesariamente".

Moreno, cuyo papel de Anita ayudó a abrirle puertas a otros latinos en las artes escénicas estadounidenses, se expresó "feliz" de ver hoy muchos más rostros y nombres hispanos en el cine, la televisión y el teatro.

"Pero lo que dijo Ricardo Montalbán me encanta, porque es muy preciso", acotó aludiendo al difunto actor mexicano. "Él dijo un día que la puerta estaba 'entreabierta', pero no completamente abierta. Y todavía eso existe... Tenemos artistas conocidos en el mundo de habla inglés que son artistas latinos, pero no suficientes".

Basada en el exitoso musical de Broadway del mismo nombre, "West Side Story" sale a la venta en formato Blu-ray el 15 de noviembre con motivo del 50 aniversario.

Moreno, quien cumple ocho décadas de vida el 11 de diciembre, planea celebrarlo con una "fiesta bien grandota" en su casa.

___

Sigal Ratner-Arias es editora de espectáculos en español de AP. Puedes seguirla en http://www.twitter.com/sigalratner

___

Para enterarte de lo último del mundo del espectáculo y la cultura síguenos en http://twitter.com/AP_Espectaculos/