Juan Marichal, el único dominicano que ha sido exaltado al Salón de la Fama, expresó el miércoles su oposición a un proyecto de ley que se tramita en el Senado y que obligaría a los prospectos dominicanos menores de edad a cursar al menos el primer año de bachillerato para poder firmar como profesionales.

"Si ese proyecto se convierte en ley, la cantidad de prospectos que firman en el país se reducirá drásticamente en más de un 90 por ciento", indicó Marichal en una rueda de prensa.

El proyecto anticipa multas equivalentes al doble del monto otorgado por la firma del jugador y hasta a 50 salarios mínimos de multa por no enviar a la escuela a los prospectos menores de edad.

Según Marichal, el nivel de pobreza y de analfabetismo en el país caribeño es demasiado elevado y que de hacerse ley, el proyecto acabaría con la presencia de las academias de Grandes Ligas en el país.

"De aprobarse esa ley, de 450 peloteros que firman al año se reduciría a 45, lo que obligaría el retiro de las 30 organizaciones de béisbol que operan en el país", dijo Marichal.

Según el último censo realizado en el país, un 13% de la población dominicana es analfabeta, mientras que el 42,2% se encuentra por debajo del nivel de pobreza, según el Banco Mundial.

El tema de la educación ha estado en el tapete en la política dominicana en los últimos dos años.

Grupos sociales mantienen una protesta en reclamo que se cumpla la ley que exige el 4% del producto interno bruto (PIB) para la educación, mientras que el gobierno se niega a cumplirla.

"El problema de la educación en la República Dominicana no es responsabilidad de los peloteros, es del gobierno que tiene que cumplir con el mismo", señaló Marichal.

Para el inicio de la temporada del 2011, 84 peloteros dominicanos fueron incluidos en las nóminas de los equipos de Grandes Ligas. Cerca de 2.000 milita en las ligas menores.