Un fiscal argentino solicitó una pena de cinco años de prisión para la colombiana Angie Sanclemente el martes en el juicio que se le sigue por integrar una banda que traficaba cocaína desde Argentina a Europa vía México.

La fiscal Marta Inés Benavente pidió esa condena contra Sanclemente como "partícipe necesario de la tentativa de contrabando" ante el tribunal oral penal económico N 3 de esta capital.

Por el mismo delito, el ministerio público fiscal solicitó una pena de 5 años y 6 meses de prisión contra Nicolás Gualco, novio de la modelo y actriz colombiana. Y de cinco años al tío de éste, Daniel Monroy, y para el venezolano Gustavo Páez.

Según la fiscal, Sanclemente tenía un vínculo cercano con el narco mexicano Fermín Pérez Moreno, que al parecer era el destinatario de la droga incautada a fines de 2009.

La investigación comenzó cuando la argentina cuando María Noel López Iglesias, otra de las acusadas en el juicio, fue arrestada en diciembre de 2009 en el aeropuerto internacional de Ezeiza, en las afueras de Buenos Aires, con 55 kilos de cocaína que pretendía llevar a México.

Durante la etapa de instrucción previa al juicio fueron decisivos los testimonios de dos "arrepentidos", la propia López Iglesias y el modelo Ariel Letizia, quienes detallaron el funcionamiento de la organización: reclutaba modelos argentinas para enviar la droga a Cancún en valijas a cambio de 5.000 dólares.

Dichos testimonios apuntaron a Gualco y Monroy como los responsables de adquirir la droga para exportarla y manifestaron que Sanclemente "era la ex-mujer de un narcotraficante mexicano apodado 'El Monstruo''', quien al parecer era el contacto de la banda en México.

Sanclemente, que fue arrestada en mayo de 2010 tras permanecer prófuga desde fines de 2009, ha negado reiteradamente todo vínculo con el mencionado narcotraficante mexicano y proclamó su inocencia en el inicio del juicio. Sin embargo, admitió que sabía que su novio Gualco "estaba en algo ilícito" pero decidió que "no podía dejarlo solo".

Por su colaboración en la causa, la fiscal solicitó cuatro años e prisión para Letizia y tres años y seis meses para López Iglesias.