La policía de Henan, provincia central de China anunció el martes el arresto de 114 personas al intensificar la medidas de vigilancia contra los fabricantes de falsos medicamentos, e incautó productos valorados en 30 millones de dólares.

La versión fue publicada el martes durante la visita de Dara Corrigan, una funcionaria de la Agencia de Drogas y Alimentos (FDA del inglés) de Estados Unidos, a Shanghai con el objeto de tratar sobre la importancia de la seguridad de los medicamentos y el papel de China como un importante proveedor del mercado estadounidense.

La creciente importancia de China como gran productor farmacéutico ha provocado preocupación ante una serie de escándalos sobre la fabricación de medicamentos falsos o adulterados que provoca inseguridad al comprar estas drogas, especialmente en el próspero negocio de la venta de medicamentos por correo.

Las autoridades de Kaifeng, ciudad de la provincia de Henan, dijeron que habían realizado redadas en 117 sitios de fabricación y de venta de falsos medicamentos.