Pakistán probó hoy el misil de crucero Babur, con capacidad para portar ojivas nucleares, informó el Ejército en un comunicado en el que se califica el ensayo de "éxito".

El proyectil, también conocido como Hatf-VII, vuela a baja altura y tiene un sistema para evitar la detección por radar.

El alcance del misil es de 700 kilómetros, según el Ejército, que aseguró que el ensayo servirá para "consolidar la capacidad disuasoria estratégica" -un eufemismo de nuclear- y fortalecer la seguridad nacional.

Este año ya había sido ensayado el mismo misil, pero esta vez se ha propulsado desde un vehículo que ha hecho las veces de lanzadera móvil.

A la prueba asistieron, entre otros mandos, el jefe del Estado Mayor Conjunto, el general Khalid Shamim Wyne.

Este tipo de ensayos son frecuentes tanto en Pakistán como en su vecina, la India, también potencia nuclear.