El bisoño técnico del Santa Fe Wilson Gutiérrez aguarda un duelo reñido con Vélez Sarsfield de Argentina en los cuartos de final de la Copa Sudamericana.

Santa Fe ganó el derecho de enfrentarlo después que aplastó 4-1 al Botafogo de Brasil el martes en el estadio El Campín.

"Espero un partido mano a mano, nosotros estamos pasando por un gran momento, tenemos excelentes jugadores y buscar la semifinal es la meta", indicó.

Gutiérrez tomó el mando del 'Expreso Rojo' hace menos de dos meses luego que Arturo Boyacá, de quien era asistente, fue despedido por supuestas diferencias con el presidente del conjunto bogotano.

Introdujo cambios en la formación y dejó en el banco a figuras veteranas como el arquero Agustín Julio y los goleadores Léider Preciado y Sergio Galván Rey.

Mantuvo al volante Gerardo Bedoya, de 35 años de edad, y este se convirtió en pieza clave tanto en la Copa como en el torneo Clausura.

"Vélez será un rival supremamente difícil. Eliminó a Universidad Católica, se para muy bien en la cancha, tiene jugadores importantes. Pero ante todo (el técnico Ricardo) Gareca, que estuvo aquí y nos conoce", anotó Gutiérrez.

El 'Tigre' Gareca, de largo paso por el balompié colombiano, dirigió al Santa Fe en 2006 y conduce a Vélez desde 2009.

La serie se abrirá en Bogotá el miércoles que viene y terminará en la cancha de Vélez una semana después.

"Indiferente que arranquemos en casa. Tenemos que plantear un partido inteligente, presionar, buscar un marcador que nos dé alguna ventaja para ir a Argentina", declaró Gutiérrez a Caracol Radio el miércoles.

La altura de la capital colombiana, 2.650 metros sobre el nivel del mar, será aliada del onceno albirojo. Los hombres de Botafogo la sintieron.