Directivos y jugadores de la NBA concluyeron una maratónica sesión de negociaciones el jueves en la madrugada después de estar reunidos más de 15 horas en discusiones encaminadas a levantar el cierre patronal.

Regresarán a la mesa de negociaciones el jueves por la tarde.

"Hoy pudimos trabajar con un número de temas diferentes respecto de nuestro reglamento", dijo el líder sindical de los jugadores Derek Fisher. "No podemos decir que se hicieron grandes avances, pero se logró algo en los asuntos del sistema. Obviamente es suficiente para nosotros regresar a las 2 de la tarde del jueves".

El director ejecutivo del sindicato Billy Hunter dijo que ninguna de las partes no habló sobre las ganancias del baloncesto, lo cual ha sido uno de los mayores obstáculos para lograr un acuerdo.

La división de los ingresos se volvió un obstáculo la semana pasada cuando Hunter dijo que deberían "estacionar" el tema y regresar a las negociaciones sobre el reglamento, al considerar que los jugadores podrían estar dispuestos a reducir el número si ven que el sistema es más favorable.

Las partes regresaron a negociar con un pequeño grupo menos de una semana después de que tres intensos días de mediación federal no produjeron un nuevo contrato colectivo.

La sesión miércoles fue la segunda más larga desde que comenzó el cierre patronal el 1 de julio. Las negociaciones se extendieron hasta el jueves por la mañana, la primera vez que pasa de las 3 a.m.

Las primeras dos semanas de la temporada — 100 partidos en total — ya fueron cancelados y queda poco tiempo para salvar los encuentros de noviembre.