El banco suizo UBS ganó 1.018 millones de francos suizos (1.242 millones de euros al cambio actual) en el tercer trimestre del año, un incremento del 0,29 % con respecto al mismo periodo de 2010.

En un comunicado, la mayor entidad bancaria suiza informó hoy que el beneficio antes de impuestos descendió en 674 millones de francos suizos, hasta los 980 millones, "debido principalmente a la pérdida de ingresos derivado del incidente comercial no autorizado".

Se trata de los primeros resultados dados a conocer por UBS desde que dio a conocer el agujero financiero de 2.000 millones de euros creado por las operaciones irregulares de uno de sus agentes de la división de la banca de inversión en sus oficinas de Londres.

Sobre este incidente, UBS indicó en un comunicado aparte que "hubo determinados controles internos que no fueron eficaces".