La Corte de Apelaciones de Santiago denegó el martes un pedido del Consejo de Defensa del Estado para procesar por malversación al ex albacea del fallecido dictador Augusto Pinochet.

El albacea Oscar Aitken fue acusado por el organismo estatal de malversación mientras manejó la fortuna acumulada por el ex dictador y su familia, que según una investigación por enriquecimiento ilícito que se realiza desde 2004 alcanzó a unos 22 millones de dólares.

El Consejo de Defensa del Estado sospechaba que por la compra de tanques militares en 1998, una empresa holandesa le habría pagado 1,6 millón de dólares como soborno a Pinochet a través de una sociedad representada por Aitken.

Pero la quinta sala de la Corte de Apelaciones de Santiago estimó que a Aitken no se le puede imputar el delito de malversación porque no era funcionario público.

Pinochet murió en 2006 y antes de fallecer alcanzó a ser procesado por violaciones a los derechos humanos y por enriquecimiento ilícito. Permaneció algún tiempo en arresto domiciliario pero no fue condenado.

La investigación sobre los cuantiosos bienes que poseían Pinochet y su familia se originó en las revelaciones en julio de 2004 efectuadas por una comisión del senado estadounidense, que develó que el ex dictador mantenía cuentas secretas en bancos de las islas Caimán.

Pinochet fue despojado tras una larga lucha judicial de su inmunidad parlamentaria y juzgado por enriquecimiento ilícito, por las violaciones a los derechos humanos cometidas durante su régimen (1973-1990), por fraude tributario y por el uso de pasaportes falsos que ocultaron su verdadera identidad en el manejo de cuentas bancarias en el exterior.

Tras dejar el poder en marzo de 1990, Pinochet continuó con 82 años hasta marzo de 1998 como jefe del ejército. Murió a los 91 años en diciembre de 2006.