Cuba recibió el lunes un fuerte porrazo en los Juegos Panamericanos de Guadalajara, al caer 12-10 ante Estados Unidos en las semifinales del béisbol, un deporte que la novena caribeña dominó tradicionalmente en estas justas con 10 títulos consecutivos.

Los estadounidenses pasaron a la disputa del oro y vencieron a los cubanos, que habían conquistado 12 de los 15 oros panamericanos que ha repartido el béisbol y ahora deberán conformarse con pelear por el bronce.

Canadá y México se medían en la otra semifinal.