Yuderquis Contreras lleva el oro en los genes.

La victoria de la dominicana el lunes en la categoría de hasta 53 kilos en el levantamiento de pesas no sólo fue su segundo oro consecutivo en los Juegos Panamericanos, sino el cuarto para su familia, si se suman las dos preseas doradas logradas en Winnipeg 1999 y Santo Domingo 2003 por su prima hermana Wanda Rijo.

"Trabaja mucho y tiene disciplina, pero existen unas condiciones innatas", dijo Reymundo Gantier, de la federación dominicana de pesas. "Hay condiciones que sólo se llevan en los genes".

Contreras, de 25 años, siempre pensó en ser atleta de pista. Pero los técnicos le convencieron de que su futuro estaba en la halterofilia.

No se equivocaban.

Ya en su debut en los panamericanos de Santo Domingo 2003, con apenas 17 años, sorprendió conquistando la plata. Después llegó el oro en Río de Janeiro 2007 y el bicampeonato ahora en Guadalajara.

Los récords tampoco tardaron en materializarse. Contreras es la plusmarquista panamericana de la especialidad con un total levantado de 217 kilos entre arranque y dos tiempos.

En Guadalajara, batió el récord de arranque que ella misma poseía alzando 96 kilos. También intentó batir el de dos tiempos o envión tras asegurar el triunfo, pero falló.

Contreras alzó 110 kilos, pero su entrenador asegura que levanta regularmente los 118 en entrenamientos.

"No se ve en América Latina una atleta que le siga los pasos", explicó Gantier. "La diferencia entre ella y el resto de atletas es muy grande".

¿Cuáles son las claves de su éxito?

"Trabajar fuerte, la disciplina y escuchar a tu entrenador", resumió Contreras. "Y sobre todo, la confianza".

Su prima Rijo fue gran dominadora del levantamiento de pesas en categoría de hasta 75 kilos, en una misma familia con cuatro oros panamericanos.

"A veces hablo con ella (Rijo). Pero ya está muy retirada", relató Contreras.

La dominicana se codea desde hace tiempo con la elite mundial. Fue bronce mundial en Turquía 2010 y el reto pendiente son los Juegos Olímpicos. Londres 2012 será la oportunidad de consagrarse.

"Las olimpiadas son mi sueño", señaló. "Voy a intentar clasificar y luchar la medalla".

Deportista atípica y poco habladora, Contreras coquetea desde hace tiempo con dejar la alta competición y retirarse. Sobre si aspiraría a un tercer oro panamericano en 2015, la dominicana esquivó la respuesta.

"Eso te lo contestaré después de Londres", afirmó.