El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, advirtió hoy que los avances logrados por la comunidad internacional desde la creación del organismo hace 66 años se ven amenazados ahora por crisis como la económica y el cambio climático.

En un mensaje con motivo del Día Mundial de la Organización, su máximo responsable destacó los "considerables progresos" alcanzados en esos años, entre ellos que "la población vive más tiempo, sobreviven más nuestros hijos y cada vez es mayor el número de personas al amparo de un estado de derecho democrático".

"Sin embargo, todos estos avances están amenazados. Por la crisis económica. Por el aumento del desempleo y la desigualdad. Por el cambio climático", dijo Ban.

Agregó que "demasiadas personas en todo el mundo viven con miedo. Demasiadas personas creen que sus Gobiernos y la economía mundial ya no pueden cumplir sus expectativas".

Para el secretario general de la ONU "los problemas mundiales requieren soluciones mundiales", que obliguen a las naciones a actuar de manera unida en torno a un programa a favor de la población del planeta.

Subrayó que "ésa es la auténtica misión de Naciones Unidas" y que "nunca antes ha sido tan necesaria", ahora que la población del planeta será de 7.000 millones de habitantes a finales de este octubre.

A fecha de hoy el mundo cuenta con 6.998,56 millones de habitantes, según el contador digital que la ONU ha instalado en una de sus webs, y en el que se puede ver como por segundos va incorporando los nacimientos que se producen en el mundo.

El Día de Naciones Unidas marca el aniversario de la entrada en vigor en 1945 de la Carta del organismo.

Con la ratificación de este documento fundacional por la mayoría de sus signatarios, incluidos los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad (EE.UU., Francia, Reino Unido, Rusia y China), Naciones Unidas entró oficialmente en vigor.

Esta fecha se celebra como Día de las Naciones Unidas desde 1948, además de que en 1971 la Asamblea General recomendó que se observara por los Estados miembros como un festivo.

Para conmemorar esta jornada cada año se celebra un concierto en la sede de la ONU en Nueva York, que este año está patrocinado por Mongolia y dedicado a la diversidad cultural.