Al menos cuatro personas murieron hoy en la ciudad central siria de Homs por disparos del Ejército y de la Policía, informó el grupo opositor Observatorio Sirio de los Derechos Humanos.

La organización apuntó que los muertos, todos hombres, fallecieron por disparos en los barrios de Al Bayada, Al Armen y Al Yandali en Homs.

Mientras, en el barrio de Baba Amro se escucharon tres explosiones cuando llegaban a la zona decenas de carros de combate y doce ambulancias.

Asimismo, la ONG señaló que las fuerzas armadas bombardearon varios lugares en el área de Al Hula, situada en las afueras de Homs, donde se registraron esta mañana enfrentamientos entre el Ejército sirio y supuestos soldados disidentes.

Entretanto, en la provincia de Deraa continúa una huelga general por sexto día consecutivo en la mayoría de ciudades y pueblos.

En el municipio de Duma, situado en la provincia de Rif Damasco, hubo protestas estudiantiles que salieron de varios institutos de secundaria y escuelas para reivindicar la caída del régimen de Bachar al Asad, reveló la misma fuente.

Por otra parte, los Comités de Coordinación Local, que agrupan a varias redes de activistas sirios, aseguraron que en esa localidad las fuerzas de seguridad llevaron a cabo una serie de detenciones en el barrio de Al Qutli, poco antes del funeral de un activista.

Estas informaciones no han sido confirmadas oficialmente ni han podido ser contrastadas independientemente debido a las restricciones impuestas por el régimen de Damasco a los periodistas.

Desde mediados de marzo pasado, Siria es escenario de revueltas populares contra el régimen de Al Asad, que han causado la muerte de de unas 3.000 personas, según las últimas cifras de la ONU.