El argentino Rogelio Rossi falló el sábado en el intento de arrebatarle el título mundial crucero de la OMB al alemán Marco Huck, quien lo noqueó en el sexto asalto para defender el cetro por octava vez.

Rossi requirió atención médica y demoró mucho en levantarse después de que Huck puso en la lona al zurdo argentino de 30 años con un certero golpe de derecha.

Huck, de 26 años y foja de 34-1 con 25 nocáuts, también derribó a Rossi en el tercer asalto y fue castigado con dos puntos por volverlo a derribar después de que la campana anunció el fin del cuarto episodio en Ludwigsburgo, cerca de Stuttgart en el sur de Alemania.