Se le escaparon las medallas de oro en tres pruebas. Pero la mexicana Cynthia Valdez obtuvo un par y tiene motivos de sobra para estar contenta con su participación en los Juegos Panamericanos.

Por una parte, pudo competir a un nivel destacado en cinco pruebas en Guadalajara, pese a una lesión reciente. Además, las cinco preseas que conquistó — dos de oro y cinco de plata — han convertido a la gimnasta en la mexicana que más medallas ha conquistado en la historia de los Juegos Panamericanos.

Acumula en su currículum una presea de bronce en Santo Domingo 2003; una de plata y tres de bronce en Río de Janeiro 2007, así como las conseguidas en los presentes juegos, para totalizar 10.

"Es bonito saber que superé un récord", dijo Valdez, citada por el servicio informativo oficial de Guadalajara 2011. Añadió que no estaba al tanto de que se había convertido en la máxima medallista mexicana en Panamericanos.

La tenista Yolanda Ramírez, quien llegó a ser cuarta del escalafón mundial de la WTA en la década de 1950, era la máxima figura del país en los Panamericanos, con ocho preseas.

Valdez dijo, que tras la lesión de tobillo, que llegó a poner en duda su participación en los juegos, se marcha contenta por su participación.

"Superó mis expectativas. Me imaginaba al público como lo vi, siempre gritando, echando porras (gritos de aliento). Fue una experiencia muy bonita, mejor de lo que imaginé o pensaba", expresó. "Todo lo que me ha tocado vivir en los Panamericanos ha sido mucho mejor".