La rápida expansión del sector ferroviario y constructor se están quedando sin recursos en China, de acuerdo con reportes que aseguran que algunos proyectos han sido suspendidos debido a que no se les ha pagado a los trabajadores y proveedores.

Muchos de los 6 millones de inmigrantes empleados para la masiva construcción de trenes de China no han recibido un sueldo en meses, con más de 10.000 kilómetros (6.200 millas) de proyectos detenidos debido a la falta de recursos, según reportes dados a conocer el miércoles.

Los contratistas también deben grandes sumas a los proveedores de cemento y acero, reportó el diario China Daily citando a Wang Mengshu, miembro de la Academia China de Ingeniería.

El Ministerio de Ferrocarriles no respondió de inmediato a las llamadas telefónicas para dar una opinión.

Ha sido un año difícil para el ministerio, cuyo jefe durante mucho tiempo Liu Zhijun, fue despedido en febrero en medio de una investigación por corrupción.

Además, el choque de dos trenes bala a fines de julio que mató a 40 personas e hirió a 177 provocó la revisión de muchos proyectos ferroviarios y la suspensión de algunos. En septiembre el gasto en la construcción de vías férreas se redujo 19% respecto del 2010.

Pero estos programas ya estaban batallando con el aumento de la deuda y las dificultades para obtener financiamiento porque los bancos estatales han limitado los préstamos para cumplir con los requisitos récord de reserva impuestos por el banco central para combatir la inflación.

China ha dependido fuertemente del masivo estímulo del gasto, principalmente en la construcción, para ayudar a mitigar el impacto de la crisis financiera.

____

El periodista de Associated Press Fu Ting colaboró con este reporte.