El cadáver de un niño brasileño de siete años desaparecido hace casi dos años y que se pensaba asesinado junto con sus padres en Nebraska fue rescatado del río Missouri, dijeron funcionarios el martes.

Un equipo de buzos sacó los restos de Christopher Szczepanik del río en Iowa el jueves de la semana pasada, dijeron el jefe de la policía de Omaha Alex Hayes y el fiscal del condado Douglas Don Kleine. Análisis de ADN confirmaron la identidad el lunes, reportó KETV.

El niño y sus padres, los misioneros Vanderlei Szczepanik y Jacqueline Szczepanik, fueron reportados como desaparecidos en enero del 2010 en Omaha donde estaban viviendo mientras Vanderlei Szczepanik, que era carpintero, trabajaba en la renovación de una antigua escuela. Amigos y familiares en Brasil se preocuparon cuando la comunicación diaria con ellos cesó el 17 de diciembre del 2009.

Tres hombres brasileños que las autoridades dicen trabajaban para los Szczepanik y cargaron miles de dólares a las tarjetas de crédito de la familia fueron acusados más adelante de asesinato, aunque los restos de la familia no habían sido hallados. El cadáver de Christopher Szczepanik es el primero en ser recuperado.

Funcionarios dijeron que se hizo el descubrimiento luego que uno de los hombres, Valdeir Goncalves Santos, llegó a un acuerdo con la fiscalía para declarar contra los otros dos. A cambio, Goncalves-Santos se declaró culpable de asesinato impremeditado.

Investigadores dicen que Goncalves Santos les dijo que los hombres asesinaron a Vanderlei Szczepanik con un bate de béisbol y ahorcaron al niño y a su madre, tras lo cual lanzaron los cadáveres al río.

Otro de los hombres, Jose Oliveira Coutinho, va a ser enjuiciado por asesinato premeditado. Se emitió una orden de arresto para el tercer acusado en el caso, Elias Lourenco Batista, que se piensa está en Brasil.

La hija de los Szczepanik, Tatiane Costa Klein, dijo durante una visita a Omaha en el 2010 que Oliveira Coutinho había trabajado para su padre durante cinco años y que era casi parte de la familia.