Lindsay Lohan fue esposada y arrestada el miércoles por orden de una jueza que la halló en violación de los requisitos de su libertad condicional.

La jueza Stephanie Sautner revocó la libertad condicional de Lohan debido a los problemas de la actriz en el cumplimiento de las tareas ordenadas por la corte en un refugio para mujeres. Se le fijó una fianza de 100.000 dólares.

Sautner dijo que Lohan tendrá derecho a una audiencia antes de ser condenada a prisión por la violación.

Lohan empezó a realizar tareas con la Cruz Roja estadounidense, pero Sautner dijo que eso no contaba para su libertad condicional porque no era parte de su sentencia.

Lohan, de 25 años, cumple condena por manejar borracha en 2007 y por un robo menor cometido este año.