Cargado de variantes ofensivas, Real Madrid quiere estirar su arranque inmaculado en la Liga de Campeones cuando el martes reciba a un viejo conocido: el Lyon de Francia.

Ambos se han cruzado en las rondas de eliminación directa en las últimas ediciones del torneo europeo. Lyon dejó fuera a los españoles en los octavos de final en 2010 y el Madrid se cobró revancha en la misma instancia en la siguiente oportunidad.

Los merengues podrían dejar sellado su pase a la próxima etapa si vencen a Lyon el martes y en la vuelta en Francia dentro de dos semanas.

La novedad en el Madrid es que su técnico José Mourinho regresa al banquillo tras purgar una suspensión por sus duras críticas a la UEFA, luego que el equipo fue eliminado en las semifinales ante el Barcelona.

El atacante madridista Karim Benzema se ha recuperado de una lesión y estaría en condiciones de enfrentar a su ex equipo, pero su puesto como titular no está asegurado ante el sensacional nivel del argentino Gonzalo Higuaín, quien ha marcado triples en sus cuatro últimos partidos con el club y la selección.

"Mi objetivo es unir, no dividir", afirmó Mourinho al referirse a las discusiones sobre el once titular.

El técnico portugués da la impresión de estar feliz con tener diversas armas ofensivas y no le da importancia a las discusiones en la prensa.

"Son debates entre quien es mejor, quien está mejor, quien es titular, si A o B. Somos un equipo y jugamos como equipo, ganamos y perdemos como equipo", indicó. "Todos quieren jugar de titular y en cada partido, pero ahora tengo seis balas y hace 15 días atrás no teníamos gol, Higuaín y Benzema eran malos y que por qué no fichamos a (Sergio) Agüero".

Lyon, situado dos puntos atrás del Madrid en el Grupo D tras debutar con un empate en el campo del Ajax y una victoria sobre el Dínamo de Zagreb, podrá contar con su capitán Cris y al volante Yoann Gourcuff, recuperado de lesiones.

"Hay como un lazo extraño entre los dos clubes", dijo el técnico del Lyon Remi Garde. "Es un cruce complicado para nosotros, pero también lo es para el Real Madrid, ya que hemos sido su peor pesadilla en los últimos tiempos".

En el otro partido de la llave, el Dínamo buscará cosechar sus primeros puntos de la fase de grupos al recibir al Ajax.

Al Manchester United le tocó quizás el más débil de los ocho grupos, pero ha complicado su clasificación en la antesala de sus tanda de partidos contra el Otelul Galati de Rumania.

El United, que perdió la última final ante el Barcelona en Wembley, comenzó con empates contra Benfica y Basilea, lo que ha dejado a los campeones ingleses en el tercer lugar del Grupo C tras dos fechas.

Los dirigidos por Alex Ferguson necesitan sumar victorias para no llegar comprometidos a las últimas fechas. Otelul se presta como el rival apropiado, ya que aún no ha sumado puntos en su primera participación en el torneo.

Ferguson planea poner el martes a su once de gala en Bucarest, con Wayne Rooney y el mexicano Javier Hernández en la delantera. También reaparece el zaguero central serbio Nemanja Vidic tras una lesión.

Basilea y Benfica, ambos con cuatro puntos, se medirán en Suiza en el otro duelo del grupo.

Mientras que la llave del United estaría para definirse en la última fecha, el Grupo H con Barcelona y Milan podría quedar sentenciado con dos jornadas de adelanto.

Al Barcelona, actual campeón, le tocan partidos sucesivos contra el conjunto checo Viktoria Plzen, a partir del miércoles. El Milan enfrentará al BATE Borisov de Bielorrusia. Triunfos consecutivos de los dos pesos pesados europeos, por ahora igualados con cuatro puntos, les garantizará la clasificación.

En el Grupo A, el líder Bayern Munich irá por su tercer triunfo en fila al medirse al Napoli italiano, que se encuentra dos puntos atrás.

El Manchester City, que el fin de semana desplazó al United de la cima de la liga Premier ingleesa, apenas ha sumado un punto en Europa y tratará de prenderse en la lucha por el pase a octavos con una victoria sobre el Villarreal de España.

En otros partidos el martes, el Trabzonspor de Turquía saldrá a defender su condición de inesperado líder del Grupo B al visitar al CSKA Moscú. El Lille francés recibirán al Inter de Milán, que marcha segundo.

El Olympique de Marsella expondrá su marcha perfecta al medirse con su escolta Arsenal por el Grupo F, donde Olympiakos recibirá a Borussia Dortmund.

Chelsea, al tope del Grupo E con cuatro puntos, se las verá en casa con el Genk belga. Bayer Leverkusen recibirá al Valencia en un choque entre los equipos que deberán disputarse entre sí la segunda plaza de la llave.

Y en el Grupo G, el líder Apoel Nicosia de Chipre visitará a Porto y Shakhtar Donetsk hará otro tanto con el Zenit de San Petersburgo.