El costarricense Heiner Oviedo sufrió un esguince cervical durante su combate de la primera ronda del taekwondo, por lo que tuvo una participación efímera en los Juegos Panamericanos, aunque se le reportó el domingo fuera de peligro.

Oviedo sufrió la lesión el sábado, cuando enfrentaba al canadiense Jocelyn Addison. El taekwondoín centroamericano fue sacado de la cancha en camilla.

De acuerdo con la delegación costarricense, citada por el servicio informativo oficial de los Panamericanos, los análisis realizados al deportista confirmaron el esguince, aunque en un grado leve, que no impedía a Oviedo caminar.

"En mi primer combate con el peleador de Canadá, a los 20 segundos del primer round, pateo a la cara y el contrincante me empuja", dijo Oviedo. "Todo el peso de mi cuerpo me cae en el cuello, tuve un pequeño esguince, me trasladaron al hospital, me sacaron placas (radiografías) y una resonancia para descartar cualquier lesión grave".

El taekwondoín de 22 años explicó que deberá llevar un collar ortopédico durante 10 días. "Sólo me tengo que cuidar", dijo.