La gimnasta Cynthia Valdez está lista para competir a pesar de su reciente lesión en el tobillo y su entrenadora confió el jueves en que la mexicana esté a un 95% el día de su debut en los Juegos Panamericanos.

"Está lista para competir", dijo Mónica Gúzman, preparadora de Valdez. "No vamos a cambiar nada. Ella va a hacer su rutina tal cual".

Valdez compite en la modalidad de gimnasia rítmica y es una de las grandes esperanzas mexicanas de medalla. Un inoportuno esguince en el tobillo izquierdo a poco de comenzar el torneo sembró dudas sobre su estado físico.

Pero Gúzman precisó que el trabajo de recuperación se está completando a buen ritmo. La competencia de rítmica se celebra el sábado, un día después de la inauguración oficial de los Juegos.

En una escala del uno al 10, Gúzman dijo que el dolor que sufre la gimnasta durante las prácticas es de un tres.

"Hemos mantenido lo más posible su estado físico y hemos hecho rehabilitación. No va a haber problema en su competencia", señaló.

Valdez participó junto al resto de sus compañeras en los entrenamientos oficiales de todos los equipos de rítmica en la Unidad Deportiva López Mateos de Guadalajara, en la que todavía se daban los últimos retoques para albergar las pruebas del fin de semana tanto de gimnasia rítmica como artística.

La principal rival de Valdez — y la que acude con mejor ránking mundial a la justa — es la estadounidense Julie Zetlin, quien dijo no estar pensando demasiado en la lesión de su máxima competidora.

"Respeto mucho a Valdez. Es una gran competidora y una gran gimnasta", afirmó Zetlin. "Si su lesión es una ventaja... Quizá sí, quizá no".

"Pero no es en lo que estoy centrada, estoy concentrada en dar lo mejor de mí", añadió.

"Es muy buena (Valdez) y pienso que sería la principal favorita", afirmó la gimnasta brasileña Natalia Gaudio. "Para mí es la favorita. Si llega lesionada es una ventaja para mí y para las niñas de Estados Unidos".