Entusiasmada por una inédita victoria sobre Argentina, Venezuela se ilusiona cada vez más con la posibilidad de clasificarse a su primera Copa del Mundo.

Pero los venezolanos no quieren perder tiempo en festejar tras el 1-0 y desde ya piensan en Colombia y Bolivia, sus dos próximos rivales en la eliminatoria sudamericana hacia Brasil 2014.

Tampoco quieren "caer en la tentación" de dejarse llevar por el golpe de efecto que ha representado el triunfo ante Argentina.

"Constancia y más constancia es lo que necesitamos para ir al Mundial de Brasil. Esto apenas comienza y no podemos caer en la tentación de dar todo por hecho por más que este sea una victoria histórica", advirtió el volante y capitán venezolano Juan Arango.

Después de perder 2-0 de visita a Ecuador en la primera fecha, el triunfo como local reanimó a los venezolanos.

Ganarle a Argentina, después de todo, es toda una gesta al considerar que había perdido todos los 18 partidos previos que había disputado contra la "Albiceleste".

Venezuela ganó con toda ley, maniatando el funcionamiento de las estrellas argentinas, con Lionel Messi a la cabeza. El resultado pudo haber sido más abultado de no haber sido por las intervenciones del arquero argentino Mariano Andújar.

La "Vinotinto" es la única de las diez selecciones de Sudamérica que nunca se clasificó a una Copa del Mundo, pero en años recientes viene cosechando buenos resultados, uno tras otro.

En julio, en Argentina, fue la gran sorpresa de la Copa América al figurar en las semifinales por primera vez

El desafío para el equipo dirigido por César Farías es mantenerse en una línea ganadora.

"Todavía no hemos ganado nada, pero terminar con el yugo argentino nos anima, nos revitaliza, nos enseña que si podemos lograr el objetivo de clasificar al Mundial", comentó el volante Tomás Rincón.

"No hay tiempo que perder, tenemos la obligación de seguir trabajando, preparando cada partido como hasta ahora para seguir dándole al país alegrías como esta", añadió. "Ya estamos pensando en Colombia y Bolivia, viendo como podemos neutralizar su juego, viendo como seguir en el camino correcto".

En sus próximos partidos, Venezuela visitará a Colombia el 11 de noviembre y cuatro días después recibirá a Bolivia por la tercera y cuarta fecha, respectivamente, de las eliminatorias.

El ariete José Salomón Rondón insistió en que a Venezuela le conviene no apartarse de la cautela.

"Después de lo que nos pasó en Ecuador, pocos imaginaban algo así (vencer a Argentin), por eso hay que ser humilde", destacó.

Venezuela, jugando con un equipo alternativo, cayó en la altura de Quito. Argentina derrotó 4-1 a Chile.