Las huelgas provocaban problemas el martes en los servicios de trenes y en las escuelas de Francia mientras los sindicatos en todo el país planean realizar protestas por las medidas de austeridad del gobierno francés.

Cerca de 200 protestas están programadas para el martes en ciudades de todo el país.

El gobierno conservador del presidente Nicolas Sarkozy dijo que las medidas de recorte de gastos resultan esenciales para aminorar las deudas del país y permitir que Francia siga siendo un pilar de la agitada eurozona.

Los trabajadores que participarán en huelgas y manifestaciones dicen que los recortes de gastos afectan fuertemente a ciertos sectores y trabajadores en particular y que los ricos deberían hacer mayores contribuciones.

Las huelgas del martes redujeron la circulación del servicio o causaron congestionamientos en algunas líneas de trenes subterráneos y suburbanos de París. El sistema ferroviario nacional SNCF dijo que uno de cada cuatro trenes TGV de alta velocidad ha sido cancelado, pero las conexiones internacionales prestan el servicio de manera regular.