La constructora brasileña WTorre anunció hoy la construcción de un puerto privado de grandes dimensiones en el litoral del estado de Sao Paulo con una inversión de 5.000 millones de reales (unos 2.847 millones de dólares), para reducir el déficit de infraestructuras del país.

"Es un puerto de enormes dimensiones para corregir la deficiencia de interacción que Brasil tiene con el resto del mundo", dijo hoy el presidente de la compañía responsable de la obra, Walter Torre, citado por el portal de noticias de la cadena Globo.

Está previsto que la obra se prolongue durante unos cuatro años, precisó el directivo, quien no quiso detallar en qué ciudad se establecerá la terminal y aseguró que el anuncio oficial se realizará antes de que concluya este mes.

Además, Torre dijo que el puerto tendrá un área de 2 millones de metros, atenderá embarcaciones de gran porte y servirá como complemento al puerto de la ciudad de Santos, la principal terminal portuaria de carga del país.

El puerto de Santos gestionó más de 64 millones de toneladas de carga hasta agosto de este año, dato que supone un incremento del 2,3 por ciento respecto al mismo periodo del año pasado.