Los ministros de Exteriores de la Unión Europea (UE) han acordado hoy ampliar las sanciones comunitarias contra los regímenes de Irán y Bielorrusia por las violaciones de los derechos humanos y la represión de la oposición.

Según han indicado a Efe fuentes diplomáticas, en el caso de Irán se añadirán 29 nuevos nombres a la lista de personas que tienen congelados sus activos y prohibida su entrada en territorio comunitario como respuesta a la situación de los derechos humanos en el país.

En Bielorrusia, son 16 nuevos individuos vinculados con el gobierno de Alexandr Lukashenko los que serán sancionados por su responsabilidad en los ataques contra la oposición democrática.