El primer ministro polaco se concentró el lunes en la formación de un nuevo gabinete luego que los resultados iniciales de los comicios del domingo mostraban que su gobierno de coalición, centrista y proeuropeo, mantuvo la mayoría en el parlamento.

La victoria de Donald Tusk constituye la primera vez en la historia poscomunista de Polonia que un partido gobernante logra un segundo periodo consecutivo, una señal de que se profundiza la estabilidad en esta nación ex comunista de 38 millones de habitantes.

Tusk se reunió con el presidente Bronislaw Komorowski, quien aseguró que toda lógica indica que el primer ministro continuará en el cargo. Conforme a la constitución polaca, el presidente encarga al ganador la formación de un gobierno.

Los analistas dijeron que el resultado también es señal de que el gobierno mantendrá el impulso amplio de sus políticas, caracterizadas por la cooperación estrecha con la Unión Europea y la utilización de fondos del bloque para la modernización del país, que trata de alcanzar el ritmo de crecimiento de Europa occidental.

El gobierno ha intentado modernizar el país y ha ordenado varias privatizaciones, pero los críticos aseguran que no ha avanzado lo suficiente para reducir las restricciones en las reformas emprendidas para que Polonia supere el legado económico del comunismo.

El desempleo se ubica en casi 12% y los sueldos son todavía relativamente bajos, problemas que han propiciado la emigración de cientos de miles de polacos en los últimos años hacia Gran Bretaña y otras naciones.

Sin embargo, ha sido impresionante el desarrollo económico de Polonia. La economía crece este año a un ritmo de 4%, aunque se prevé que se reducirá a 3% en 2012 debido a la desaceleración en todo Europa.

Los mercados reaccionaron de manera positiva al triunfo del primer ministro y el principal índice bursátil en Polonia, el WIG-20, subía 1,7%, en un comportamiento que superaba al de las bolsas restantes en Europa.

___

La periodista de The Associated Press Vanessa Gera contribuyó a este despacho desde Varsovia.