El seleccionador de fútbol de Uruguay, Óscar Washington Tabárez, espera la recuperación física de dos de sus principales figuras los delanteros Luis Suárez y Edinson Cavani para definir la alineación que debutará en las eliminatorias frente a Bolivia y descartó posibles sorpresas en el equipo.

Cavani, del italiano Nápoles, se recupera de un esguince en el tobillo derecho que le dejó fuera de la alineación de su equipo que el fin de semana le ganó por 3-0 al Inter en la Liga italiana.

El delantero incrementó desde el lunes la intensidad de sus trabajos físicos y Tabárez anunció que lo esperará "hasta último momento" por considerarlo un jugador "muy importante para el equipo".

Sin embargo, aseguró que "lo primero es cuidar a la persona y el jugador" por ello "no vamos a arriesgar nada" y "solo jugará si está recuperado", advirtió

Suárez, goleador del inglés Liverpool, sintió una fatiga muscular en el entrenamiento del lunes y posteriormente bajó la carga de los trabajos.

Ambos están en duda para el encuentro frente a los bolivianos que se jugará el viernes en el estadio Centenario de Montevideo.

En caso de que Cavani no pueda jugar el sustituto sería Álvaro González, del Lazio, y si Suárez no se recupera totalmente su lugar sería ocupado por Abel Hernández, delantero del italiano Palermo.

En caso de que Tabárez pueda contar con todos los jugadores la alineación uruguaya será prácticamente la misma que el pasado mes de julio ganó la Copa América en Argentina tras superar en la final a Paraguay por 3-0.

Los celestes visitarán a los paraguayos el 11 de octubre en Asunción en la segunda jornada de las eliminatorias sudamericanas para la Copa del Mundo de Brasil 2014.