Un lord falso que vivía a lo grande y cinco de sus cómplices fueron convictos de estafar a sus víctimas en millones de libras al obtener dinero por adelantado por créditos que nunca llegaron, dijeron el miércoles las autoridades.

Al parecer la banda obtuvo más de 4 millones de libras (6,2 millones de dólares) por lo menos de 51 víctimas entre el 2006 y el 2009, según la fiscalía.

La Oficina de Grandes Fraudes dio detalles del caso tras declararse culpable los últimos dos acusados. Todos ellos fueron detenidos en el 2009.

Edward Davenport, de 45 años y uno de los hombres más ricos de Gran Bretaña, estableció una empresa que alegaba tener dinero para grandes proyectos comerciales. Davenport poseía en Londres una casa de cinco plantas y 110 habitaciones que fue otrora la embajada de Sierra Leona, y la alquilaba para organizar fiestas, bodas y tomas de cine.

Figuró de forma destacada en "The King's Speech" (el discurso del rey) como el consultorio del terapeuta Lionel Logue.

La página de internet de Davenport se jacta de que "vive a lo grande en Mónaco y Londres, acompañado de personalidades como Jean-Claude Van Damme, Pink y Fifty Cent".

"Posee un avión, bellas mansiones y una colección de automóviles deportivos que daría celos a cualquier hombre, incluyendo un Ferrari 360 Spider, un Aston Martin Virage Volante, un Rolls Royce Phantom y un Lamborghini."

Davenport no sostuvo que era noble sino el "lord de la mansión", título que puede ser adquirido y vendido.

Davenport aparece en la página de internet junto a personajes como Simon Cowell, Vivienne Westwood, el príncipe Alberto de Mónaco, Paris Hilton y Al Pacino.

Los fiscales sostuvieron que los embaucadores recibían por adelantado dinero para procesar solicitudes de créditos entre el 2006 y el 2009, usando multitud de excusas para justificar los retrasos pero sin aportar nunca dinero alguno.