Al poco tiempo de entrar en la habitación de Michael Jackson el paramédico que fue enviado para salvar la vida del cantante sabía que las cosas no concordaban.

Había un hombre delgado sobre el piso con los ojos abiertos y un gorro quirúrgico en la cabeza. Su piel se estaba poniendo azul. El paramédico Richard Senneff le preguntó a un sudoroso y nervioso médico en la habitación qué le había pasado a Jackson.

"Me dijo, 'nada, él no tiene nada''', le dijo Senneff a los integrantes del jurado en el juicio por homicidio involuntario contra el medico de Jackson, Conrad Murray.

"Simplemente, me pareció que eso no encajaba", dijo.

Senneff fue el primer paramédico en llegar con Jackson y dijo que al poco tiempo otros tres paramédicos trabajaban para revivir al músico. Después de intentar con múltiples medicamentos para hacer latir su corazón y otros esfuerzos Jackson seguía sin responder.

"Vio algún signo de vida en el señor Jackson durante todo el tiempo que intentó salvarlo", dijo la fiscal Deborah Brazil.

"No señor", dijo Senneff.

Otro paramédico que llegó a la habitación, Martin Blount, estaba de acuerdo. Le dijo a los integrantes del jurado que pensaron que Jackson estaba muerto poco después de que llegaron a la habitación.

Blount también dijo que vio tres botellas abiertas de lidocaína en el piso de la habitación, pero Murray nunca mencionó que le hubiera dado a Jackson el analgésico. También le dijo a los jurados que el doctor recogió uno de los frascos y lo colocó en una bolsa.

Entre la presentación de los testimonios de los paramédicos el juez de la Corte Superior Michael Pastor amenazó a los abogados de Murray con presentarles un cargo por desacato después de que se supiera que uno de los asociados del defensor principal, Ed Chernoff, tuvo una entrevista el viernes con "The Today Show".

En la entrevista Matt Alford criticó a uno de los principales testigos de la fiscalía, el ex guardia de Jackson Alberto Alvarez.

Alvarez testificó el jueves que Murray había retirado unos frascos de medicamento de la habitación de Jackson y los colocó en una bolsa antes de que le pidiera al guardia que llamara al número de emergencias 911. Los abogados defensores han cuestionado múltiples ocasiones esa versión.

Los fiscales se quejaron por la entrevista y Pastor dijo que la vio durante un receso tras lo cual se quedó la boca abierta.

La entrevista con Ann Curry surgió horas después de que el juez le advirtiera a los abogados defensores que no hicieran declaraciones sobre el caso fuera de la corte.

Pastor ordenó que Alford se presentara en la corte el 15 de noviembre para una audiencia por desacato.

También dijo que Alford era considerado un testigo, de después de que Chernoff le dijera al juez que lo mantuviera a pesar del desacato y no lo sancionara.

___

El periodista de The Associated Press Greg Risling contribuyó con este despacho.

___

Anthony McCartney está en Twitter como @mccartneyAP