El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, consideró hoy que Europa no ha atajado los problemas relacionados con la crisis de la deuda de manera tan eficiente como sería necesario.

En una mesa redonda con medios digitales hispanos, en la que respondió a preguntas de los votantes planteadas por Internet, Obama indicó: "en Europa no les hemos visto atajar su sistema financiero y bancario tan efectivamente como hace falta".

El presidente, quien en los últimos días se ha mostrado crítico sobre la gestión europea de la crisis de la deuda, agregó que ese problema, junto a los levantamientos en favor de la democracia en Oriente Medio que han elevado los precios de la energía, ha perjudicado a la economía de Estados Unidos.

El pasado lunes, en una sesión de preguntas y respuestas con votantes, Obama indicó que las medidas para combatir la crisis de la deuda "no han sido todo lo rápidas que deberían" y advirtió que ese problema "está asustando al mundo".

Esas críticas suscitaron que hoy el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, pidiera "más orgullo europeo" frente a críticas como las de Obama.

"Me hiere cuando me dicen con consejos paternalistas que hacemos las cosas mal... Gracias por los consejos, pero nos bastamos", declaró Barroso en su discurso sobre el estado de la Unión hoy en la Eurocámara en Estrasburgo.

Inmediatamente después del discurso de Barroso, la Eurocámara dio luz verde al paquete de gobernanza económica de la Unión Europea (UE), que permitirá a Bruselas imponer sanciones a los países que no cumplan los objetivos de déficit y deuda.