Cerrar la temporada invicto. Esa es la meta del cubano Dayron Robles en los Juegos Panamericanos de Guadalajara, donde buscará revalidar el título de los 110 metros con vallas que conquistó hace cuatro años y romper la plusmarca para la competencia.

Robles ganó la final de los 110 metros con vallas en el Mundial de agosto, pero fue descalificado por hacer contacto y obstruir al chino Liu Xiang.

Fue n trago amargo para el campeón olímpico y dueño del récord mundial (12.87 segundos), quien se quedó sin medalla y el único título importante que la falta en su trayectora. El estadounidense Jason Richardson acabó colgándose el oro, Liu la plata y el británico Andrew Turner el bronce.

"Me robaron la medalla. Gané esa carrera, aunque no sea el campeón. Pero no guardo rencor. Quiero seguir la buena racha en Guadalajara. Este año no perdí ninguna competencia que terminé" comentó Robles el martes.

Robles conversó con la AP antes de un entrenamiento en el estadio Panamericano de la capital cubana.

"Mi objetivo es ganar la medalla de oro y retener el título, pero quiero también mejorar el récord para la competencia. Para eso debo correr duro", expresó Robles, quien asistirá a su segunda cita continental.

La plusmarca esta en poder de otro cubano, Anier García, quien marcó 13.17 segundos, en Winnipeg 1999.

Esta temporada, Robles tiene 13.00 segundos como mejor registro personal. En tanto ganó las 10 carreras que concluyó, pues en Barcelona chocó con una valla y no llegó a la meta.

Robles aseguró que el incidente del Mundial de Daegu quedó atrás.

"Trato de olvidarlo aunque todo el mundo me lo recuerda. Psicológicamente lo vencí, mi enfoque es seguir trabajando, ganar y correr rápido todo lo que venga, porque esto no se acabó en Daegu", sostuvo.

Con la presea de oro panamericana, Robles quiere aportar su "granito de arena" en el empeño de Cuba de mantenerse en el segundo lugar en la tabla de medallas. Pero según el atleta el reto es difícil porque el deporte cubano enfrenta muchas dificultades.

"La realidad es dura", manifestó Robles. Y agregó, "el estímulo mental es lo que me motiva, me siento orgulloso del prestigio que le doy a mi país, lo hago con el corazón, es algo que no lo paga ningún dólar".