Representantes de los dueños de equipos y de los jugadores de la NBA se reunieron el martes durante un par de horas y volverán a conversar el miércoles.

Ambas partes dijeron que la brevedad del encuentro del martes no debe generar ni preocupación ni optimismo. Sin embargo, coincidieron en que hace falta tiempo para analizar los temas discutidos.

El comisionado de la NBA David Stern sugirió que el encuentro del miércoles decidirá el momento oportuno para realizar nuevas conversaciones.

Los campamentos de pretemporada de la NBA ya se han pospuesto y se canceló una semana de partidos de exhibición. En estas condiciones, los jugadores y los dueños tratan de acordar un nuevo contrato colectivo a tiempo de evitar que se afecte más el calendario de la NBA.

La temporada regular debía comenzar el 1 de noviembre. Para que empiece a tiempo, debe lograrse un acuerdo a mediados de octubre.