Alex Lora confesó el lunes que regresar a la prisión femenina de Santa Martha Acatitla para ofrecer un concierto lo impactó profundamente, luego de que su hija Celia Lora fuera recluida en ese mismo centro penitenciario por más de tres meses por el delito de homicidio culposo agravado.

Acompañado de su popular banda El Tri, el veterano rockero mexicano ofreció en abril un concierto en la prisión en la que también fue recluida su hija, tras haber sido consignada por la presunta responsabilidad de provocar un accidente en el que falleció un peatón en 2010.

Tras el difícil proceso que vivieron el músico y su familia el año pasado, Lora prometió que regresaría al Penal de Santa Martha para realizar un concierto para las reclusas, a fin de agradecer a la vida, y a las autoridades, la segunda oportunidad que le brindaron a su hija.

El resultado de esa emotiva presentación quedó plasmado en su nuevo álbum, "Libertad Incondicional", con la que Alex Lora y El Tri no sólo festejaron 43 años de carrera musical, también recordaron a la población femenina que pasa su vida detrás de las rejas.

"Lo más duro es que las chavas (mujeres) nos platicaban, y también las autoridades, que cuando un hombre sufre una desgracia de este tipo (perder su libertad) y llegan a caer ahí todo el mundo lo va a visitar; va la esposa, los hijos, la amante, los amigos. Pero si una chica es la que llega, su familia le da la espalda, quieren borrar de su cerebro que existe", dijo Lora en conferencia de prensa.

Lora comentó que fue tal el impacto que le provocó regresar a esa prisión, donde grabó su célebre disco "El Tri en vivo en la cárcel de Santa Martha" en 1988, que quiso rendir un homenaje a las madres de las reclusas a interpretando una versión al clásico de Juan Gabriel, "Amor eterno".

"Como madre y como mujer, lo sucedido con nuestra hija Celia fue una experiencia muy fuerte, y realmente admiro la fortaleza que hay que tener para tratar de permanecer ahí (en la cárcel)", dijo Chela Lora, esposa de Alex Lora y corista del grupo.

"Pedimos permiso a las autoridades para grabar este concierto. Es parte de nuestra historia, de nuestra vida personal. Así como Alex Lora compone canciones que narran la vida de México, esta situación personal también debía quedar plasmada, de ahí el título de 'Libertad incondicional'. De verdad son muchos sentimientos encontrados", agregó Chela Lora con la voz entrecortada.

En "Libertad Incondicional", disco que El Tri presentará en vivo el 30 de septiembre y el 1 de octubre, en el Teatro Blanquita de la capital mexicana, Lora incluyó grandes clásicos de su grupo como "Cuando tú no estás", "Todo me sale mal" y "Las piedras", así como "Amor eterno" de Juan Gabriel, y las piezas inéditas "Cada quien su cruz", "Injusta revolución" y "El amor es una droga".

Alex Lora también habló sobre la invitación que le hicieron para portar la Antorcha Olímpica de Londres 2012, honor que compartirá con otros tres mexicanos: la actriz Ana de la Reguera, el astronauta José Hernández y el futbolista Gerardo Torrado.

El músico contó que ha tenido la oportunidad de recibir la antorcha en dos ocasiones. Una de ellas haciendo mancuerna con la fallecida maratonista de la tercera edad, Chayito, y la segunda al lado de la atleta olímpica Ana Guevara.

"Es un verdadero honor formar parte de la fiesta de los Juegos Olímpicos, donde se celebra la Paz Mundial. Representar a México en 200 metros es algo muy emocionante, para mí es muy motivante. Todos mis compañeros con los que comparto este privilegio están muy motivados también, yo creo que una vez en la vida te dan la oportunidad de recibir una invitación como esa, y hay que corresponder a esa distinción", dijo el músico.

Además de la oportunidad de portar la antorcha olímpica, Alex Lora y El Tri recibirán un homenaje de la Academia Latina de la Grabación, institución que les otorgará el Premio a la Excelencia Musical, mérito que compartirán con el grupo argentino Les Luthiers, el colombiano Joe Arroyo, el puertorriqueño José Feliciano, la brasileña Gal Costa y el uruguayo Rubén Rada, en una ceremonia privada que se realizará el 9 de noviembre en Las Vegas.