La Policía española ha detenido en Madrid al rumano Ion Clamparu, considerado uno de los mayores capos de la trata de blancas y presunto cabecilla de una red de explotación de prostitutas en Madrid, cuyo nombre figura en la lista de los criminales más buscados de Interpol.

La detención de Clamparu, de 43 años y conocido como "cabeza de cerdo", se produjo el pasado jueves, confirmaron a Efe fuentes policiales, que añadieron que los agentes llevaban tiempo vigilándole y que finalmente él mismo se entregó a la Policía.

Clamparu estaba en la lista de fugitivos más buscados de Interpol, acusado de establecer y dirigir una red de tráfico de seres humanos entre los años 2000 y 2004, en los que más de cien mujeres rumanas fueron forzadas a ejercer la prostitución en España.

Los agentes de Interpol sospechan que el detenido todavía podría estar implicado en el tráfico de mujeres rumanas a varios países europeos, como España, Italia, Francia y el Reino Unido.